Infraestructura para la extracción de gas

La infraestructura para la extracción de gas se ha convertido en un tema de interés, ya que se ha expuesto que además de no ser una tarea fácil, tampoco es un proceso amigable con el ambiente en todas sus aristas. Aun así, siempre debe garantizarse que la infraestructura para la extracción de gas, debe ser adecuada para que durante el proceso no se contamine, no se cree un impacto sobre el ambiente, o sobre la zona donde se esté extrayendo.

Infraestructura extracción gas

La importancia del Gas

El gas no es solo una fuente de energía para el uso doméstico o industrial, también se ha convertido en una fuente de energía para sistemas de transporte. Es mucho más limpio que los combustibles basados en hidrocarburos, lo que colabora con la protección del ambiente. De aquí en el interés para extraerlo así como el uso eficiente del mismo.

Lo que se necesita para extraerlo

Puede haber dos tipos de extracción, la extracción directa o indirecta. Para la extracción directa, es necesario contar con perforadoras que al ubicarse en los yacimientos perforan la fuente de gas natural y lo extraen a través de tuberías. Tomando en cuenta la complejidad en la ubicación de los yacimientos, existe la extracción de gas vertical o la extracción de gas horizontal.

La extracción indirecta se entiende cómo un proceso derivado de la extracción de hidrocarburos, ya que los yacimientos de hidrocarburos suelen contener gas que es aprovechable. Por tanto los implementos son los mismos que para la extracción de hidrocarburos, solo que al obtener los recursos, se separan los gases de los hidrocarburos.

Aunque el proceso sea relativamente sencillo, siempre existe un peligro en la extracción de gas, ya que, al explorar la zona donde este se encuentre es posible alterar el medio ambiente, así como también, crear incendios de grandes proporciones si el gas extraído no cuenta con una infraestructura en óptimas condiciones.

El gas natural

En primera instancia debemos saber es que el gas natural es un compuesto generado por la descomposición de fósiles, que bajo la presión y el calor debajo de la superficie terrestre liberan diferentes tipos de gases como el metano, que es el más usado. Es posible encontrar reservas de gas natural en las cuencas petrolíferas, por lo que al extraer el petróleo, es posible extraer gas natural. En este sentido es inherente el peligro en la extracción de gas natural, pues además del gas, contamos el peso de los hidrocarburos que se están obteniendo.

El gas natural en España

España siempre ha importado el gas natural que consume, puesto que no posee reservas importantes de este recurso que puedan ser explotadas. Sin embargo, las pocas que existen ya cuentan con un sistema de extracción y transporte, aunque la cantidad de gas que genera representa el consumo de hasta un día para toda España.

Como se extrae el gas natural

El gas se extrae a través de perforaciones directas hasta los yacimientos. Estas perforaciones se hacen con taladros que llegan hasta los depósitos. Luego gracias a tuberías, succionan el gas o los hidrocarburos dependiendo de cuál sea el caso.

A través de un sistema de tuberías el gas se distribuye hasta los centros de distribución y de allí hasta las comercialidades que realizan la distribución final. Es posible que el gas sufra transformaciones en su estado para ser transportado de forma más segura y eficiente.

El gas atrapado

También es posible encontrar gas en esquistos, es decir, gas atrapado en las rocas debajo de la superficie. Las formaciones de gas natural no siempre están accesibles en grandes pozos o reservas, sino que pueden haberse formado dentro de pequeños reservorios atrapados en sedimentos de rocas, fósiles u otros compuestos debajo de la superficie terrestre. Esto se conoce como gas en esquistos. Estos pequeños reservorios suelen estar aislados entre sí, y a raíz de aprovechar estas reservas se crea la fracturación hidráulica o fracking.

¿Necesitamos el fracking?

Aunque históricamente España no tiene forma de explorar los beneficios del fracking, ya que sus reservas de gas natural son escasas, se estima que en la península ibérica, haciendo uso del fracking es posible explotar reservas que puedan incluso proveer al país de hasta 50 años de gas natural, pero este método es muy polémico y riesgoso, por el alto impacto que puede causar al ambiente.

En qué consiste el fracking

El fracking consiste en perforar el lecho marino o la superficie terrestre hasta el lugar donde se encuentre la reserva de gas en esquistos, para luego hacer un inyección de diferentes elementos tales como arena, agua y químicos, que permitan fracturar las rocas donde el gas o los hidrocarburos se encuentren atrapados, y así liberarlos para su extracción.

El peligro en la extracción del gas en esquistos, es la posible filtración de los compuestos que se usan para extraer el gas. Estas filtraciones pueden llegar a los reservorios de agua naturales e incluso el mismo gas que se está extrayendo, ya que no hay forma de controlar las grietas que se forman en el proceso.

El proceso de regasificación

España al ser un país que depende totalmente de las importaciones de gas natural, se ha convertido en líder en el proceso de regasificación. Es decir, que ya posee la infraestructura para manejar el gas licuado que trae de otros países y devolverlo a su estado gaseoso para su consumo final.

Esto la convierte en puerta de entrada a Europa de todas las importaciones de gas, puesto que al ser líderes en la regasificación, se convierten en punta de lanza en el principal mercado por el que los exportadores de gas pueden ofrecer sus productos y servicios.

Pero, ¿qué es la regasificación?

La regasificación no es más que tratar el gas en estado líquido para devolverlo a su estado gaseoso natural. El gas en estado líquido tiene mucho menos volumen, lo que hace fácil de transportarlo. De esta forma viaja el gas desde su extracción hasta su procesamiento como producto final en los lugares donde sea requerido.

Si bien España no cuenta con los yacimientos suficientes para ser autónoma en cuanto a la extracción y producción de gas, si cuenta con la infraestructura para mantener un abastecimiento constante en el país, aunque eso sobrelleve la carga de un costo económico elevado por concepto de su importación.

Si deseas saber más acerca de la extracción de gas hazlo a través de este sitio.

Te dejamos un documental sobre el fracking: